Enfermedad inflamatoria intestinal

Home / ¿Qué Operamos?  / Enfermedad inflamatoria intestinal

¿Qué es?

Es un conjunto de enfermedades que afecta al tubo digestivo provocando procesos inflamatorios en alguna de sus partes (desde la boca hasta el ano) de forma crónica. Entre estas enfermedades se encuentra la Colitis Ulcerosa y la enfermedad de Crohn. La Enfermedad Inflamatoria Intestinal afecta por igual a hombres y mujeres. Puede presentarse en cualquier etapa de la vida, sin embargo el diagnóstico se hace más habitualmente en pacientes de entre 20 y los 40 años.

¿Cuales son los síntomas?

Cada uno de los tipos de enfermedad inflamatoria intestinal tiene unos síntomas específicos, pero para ambas son comunes la diarrea, pérdida de peso, debilidad y la afectación del estado general.
En la enfermedad de Crohn, las manifestaciones más frecuentes son las intestinales, y dependen de la localización y de las complicaciones: dolor, diarreas con o sin moco y sangre, a veces estreñimiento, fisuras y abscesos anales, cansancio, falta de apetito, fiebre, pérdida de peso y hinchazón abdominal.
En la colitis ulcerosa, los síntomas más frecuentes son: diarreas, con moco y sangre, fiebre, dolor abdominal, pérdida de peso, debilidad. A veces hay estreñimiento. También dolores articulares, piedras en el riñón o vesícula, manchas en la piel e inflamación en los ojos.

¿Cuando hay que operar?

Al ser una enfermedad crónica es necesario un seguimiento estricto y riguroso del paciente y el tratamiento que incluye dieta, estilo de vida y medicación.
Cuando se producen complicaciones graves o el tratamiento farmacológico no es efectivo es necesario realizar tratamientos quirúrgicos.

Estudio y preparación

Para valorar anemia o niveles altos de marcadores inflamatorios (Proteína C reactiva).

Permite realizar un estudio del intestino delgado.

Mediante una cámara (endoscopio flexible) introducida a través del ano, permite valorar la afectación del colon (intestino grueso) y tomar biopsias para realizar el diagnóstico.

Permite estudiar y diagnosticar las complicaciones (estenosis, perforaciones, abscesos, etc) de la EII.

Tipos de cirugía

La cirugía rara vez es curativa en la enfermedad de Crohn, la afección recurre frecuentemente después de la cirugía. Sin embargo, la cirugía puede llevar a una remisión prolongada. Las opciones quirúrgicas son:

  • Drenaje de abscesos.
  • Resección intestinal segmentaria y anastomosis.
  • Plastia de las estenosis.
  • Derivación transitoria mediante ostomía en fístula perianal severa.

Por el contrario, en la colitis ulcerosa, la resección quirúrgica se considera curativa de la enfermedad. Las opciones quirúrgicas son:

  • Ileostomía transitoria.
  • Proctocolectomía total más ileostomía permanente.
  • Proctocolectomía total más Reservorio Ileo anal.

 

Postoperatorio

En la mayoría de los casos se puede realizar las intervenciones quirúrgicas por vía laparoscópica (con incisiones pequeñas), lo que favorece una mejor y pronta recuperación postoperatoria. Normalmente el ingreso hospitalario suele ser de entre 4 y 7 días, estimulando la actividad y deambulación precoz, así como una ingesta alimentaria progresiva.

Una vez en casa

Los primeros días presentará leves molestias a nivel de las heridas quirúrgicas, sin embargo, estas molestias se pueden controlar con analgésicos y usted podrá ser independiente en su vida diaria.
Dependiendo de la resección intestinal realizada deberá seguir una pauta dietética determinada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies