El hiato esofágico o diafragmático

Home / ¿Qué Operamos?  / El hiato esofágico o diafragmático

¿QUE ES?

El hiato esofágico o diafragmático es, en esencia, el orificio natural del diafragma a través del cual pasa el esófago en su camino desde la boca al estómago. Es la salida del tórax hacia el abdomen del tracto digestivo alto.

Este orificio se encuentra custodiado por los llamados “pilares diafragmáticos”. Estos pilares son refuerzos musculares del diafragma que rodean al orificio.

Si el diafragma fuera una mesa de jardín. El hiato correspondería al orificio de la sombrilla, y los pilares serían el refuerzo blanco que lo bordea. El esófago correspondería a la sombrilla que colocamos desde arriba (tórax) hacia el suelo (abdomen).

¿QUE ES UNA HERNIA DE HIATO?

La hernia de hiato es una anomalía anatómica en la que el orificio hiato se ensancha. Habitualmente esto provoca que la parte del estómago más cercana a él pueda migrar del abdomen al tórax. Volviendo a la analogía previa la sombrilla quedaría muy holgada en un orificio demasiado grande y podría salirse.

De este modo, el estómago pierde la ayuda del diafragma para poder contener el alimento en su interior y este refluye hacia arriba provocando los problemas derivados de la acidez de los líquidos digestivos.

SÍNTOMAS

La gran mayoría de la población desarrolla una hernia de hiato con los años. Este problema es especialmente mayor en la población obesa. Existen otras patología o hábitos que aumenta la presión del interior del abdomen que también pueden contribuir a su desarrollo y en escasas ocasiones es hereditario.

Lo habitual es que este defecto pase desapercibido, sea de pequeño tamaño y de molestias solo en ocasiones de grandes comidas.

Los síntomas más habituales son dolor en el pecho y boca del estómago de tipo ardor que típicamente mejora al comer o beber; para empeorar media hora o una hora tras la ingesta. Sensación de ardor faríngeo o mal sabor de boca tras levantarse. En casos más graves estos síntomas se acentúan y pueden ir acompañados de asma o problemas respiratorios.

Con el tiempo, si no se realiza tratamiento y el reflujo es muy frecuente, ocurre lo que se conoce como “Esófago de Barret” que es en realidad el verdadero peligro vital de esta patología.

¿QUÉ ES EL ESÓFAGO DE BARRET?

El esófago de Barret es una metaplasia del tejido esofágico.  ¿ Y que es una metaplasia? Una metaplasia es un concepto microscópico en el que un tejido, en este caso el del esófago, se convierte en otro diferente, en este caso muy parecido al del intestino delgado. Con esto el cuerpo está combatiendo la acidez de la zona.

El problema de esta metaplasia es que este nuevo tejido, tiene un riesgo muy alto de convertirse en un cáncer esofágico a largo plazo..

¿ QUE DEBO HACER SI TENGO REFLUJO?

Si sufre de síntomas similares a los comentados le recomendamos que acuda a su médico generalista de referencia. Habitualmente el reflujo puede controlarse con medicación y no es necesaria la intervención quirúrgica.

La endoscopia digestiva es la prueba más importante a realizar dado que puede detectar tanto la existencia de hernia hiatales como la del esófago de Barret así como realizar biopsias del mismo y de la superficie gástrica diferenciado esta patología de la gastritis simple o por H.pilory muy similar clínicamente.

En caso de que los síntomas no se controlen adecuadamente con la medicación o exista un esófago de Barret es recomendable que acuda a su cirujano esófago-gástrico de referencia para plantearle una solución.

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies